Por primera vez en la Historia, el Oscar a la mejor película, el mejor film de habla no inglesa (Premio Internacional) y la mejor dirección coinciden en una misma película y lo gana una producción extranjera: Parásitos, cuyo primer gran triunfo, al que han seguido en cadena muchos otros, fue la Palma de Oro de Cannes.

Sin duda ha sido la gran sorpresa de la noche, no por su calidad, ya reconocida, sino por la apabullante lluvia de premios. Bong Joon-ho su director y guionista dijo en un momento dado, que ya se podía ir a descansar, que estaba feliz con que Parásitos hubiera ganado el premio a la Mejor Película Internacional (nuevo nombre que, desde este año, se da al galardón otorgado a la mejor película de habla no inglesa). Pero el descanso le duró poco porque, rompiendo la tradición de todos los años anteriores, Parásitos obtuvo, además, las otras dos distinciones más importantes.

La sesión empezó de modo espectacular con una gran actuación musical y una espléndida coreografía por parte de Janelle Monae. La alfombra roja ya había cumplido su función de presentarnos a actores y actrices, directores y personajes del mundo del espectáculo y de los negocios, entre los que se encontraba el hombre más rico del mundo Jeff Bezos, así como cantantes y figuras del mundo de la moda y otros sectores.

La gala no tuvo presentadores únicos, aunque sí opositores a hacerlo, como los cómicos Steve Martin y Billy Porter, que intentaron hacer sonreír al público al comienzo, sin conseguirlo del todo, y luego todo lo demás (largo, excesivamente largo, como siempre) fue exclusivamente cinematográfico hasta llegar al acto de cierre, con las palabras e imagen de la inigualable y gran Jane Fonda, cuyo hermano, Peter Fonda, falleció hace unos meses.

La representación española tuvo en Penélope Cruz su exponente en la entrega de premios y a Antonio Banderas en primera fila de butacas. Tambíén Pedro Almodovar había estado presente en la previa, así como en la presentación de las películas nominadas, entre las que se encontraba Dolor y Gloria, la doblemente ganadora hace unos días, de los Premios Goya.

Protagonista inesperado, aunque su película El irlandés, nominada en muchos apartados, no obtuviera ninguna recompensa, fue Martin Scorsese, al que Bong Joon-ho rindió homenaje diciendo que había aprendido cine estudiando a grandes maestros, entre ellos y, fundamentalmente, a Scorsese, que tuvo que levantarse y recibió una gran ovación por parte de todos los asistentes.

También en el apartado In memoriam se homenajeó en primer lugar a Kobe Bryant y en último a Kirk Douglas, entre otros personajes y personas del mundo del cine y el espectáculo fallecidas en 2019 y estos meses que llevamos del 2020. Todo ello en un impresionante silencio y sin aplausos pues, mientras la pantalla nos mostraba sus imágenes, cantaba Yesterdayen recuerdo a todos ellos, la gran triunfadora de los Grammy, la jovencísima Billie Eilish, en una versión muy personal, quizás excesivamente personal y no demasiado emotiva, todo hay que decirlo, aunque su voz y calidad artística no se pueden poner en duda.

Hubo Oscars en muchos apartados para dos grandes películas: 1917,que, sin embargo, junto a su ya oscarizado director Sam Mendes, fue la gran derrotada porque se esperaba que, tanto la película como el realizador, obtuvieran los dos grandes premios, y Érase una vez en Hollywood, la última obra de Quentin Tarantino, que, aunque obtuvo algún reconocimiento, entre ellos el de mejor actor de reparto para Brad Pitt, no se puede considerar que fuera recompensada como algunos pensaban que merecía. Otro tanto pasó con Joker, cuya calidad cinematográfica también era merecedora de algo más que el premio al mejor actor, que obtuvo Joaquín Phoenixy que hizo, quizás, el más llamativo discurso de la noche, junto al de Laura Dern (mejor actriz de reparto). Otras dos producciones nominadas, como Mujercitas, de Greta Gerwig y Judy, basada en la figura de Judy Garland, fueron premiadas, aunque esta última (decepcionante para la crítica salvo en la interpretación de Reneé Zellweger, que si vio reconocido su trabajo al ganar el Oscar a la mejor actriz principal) solo obtuviera este galardón.

La participación extranjera estuvo muy reconocida en las nominaciones pero, salvo Parásitos,obtuvo pocos premios. Estados Unidos acaparó la mayoría de las recompensas en otros apartados (mejor documental, mejor film de animación, mejor sonido, etc.) pero hay que señalar sin embargo que los premios a Parásitos han marcado un hito: la aceptación de la diversidad y la calidad universal del cine en el mundo.

Lista de ganadores.

Mejor película: Parásitos

Mejor película internacional: Parásitos,de Corea del Sur.

Mejor actor principal: Joaquin Phoenix, por Joker

Mejor actriz principal: Reneé Zellweger, por Judy

Mejor dirección: Bong Joon-ho, por Parásitos

Mejor actor de reparto: Brad Pitt, por Érase una vez en Hollywood

Mejor actriz de reparto: Laura Dern, por Historia de un matrimonio

Mejor película de animación: Toy Story 4

Mejor corto de animación: Hair Love

Mejor guión original: Bong Joon-ho y Han Jin Won,por Parásitos

Mejor guión adaptado: Taika Waititi, por Jo Jo, rabbit

Mejor corto de ficción: The Neighbor’s Window

Mejor diseño de producción: Barbara Ling, por Érase una vez en Hollywood

Mejor diseño de vestuario: Jaqueline Durran, por Mujercitas

Mejor documental: American Factory,de Julia Reichert y Steven Bognar

Mejor corto documental: Learning to skateboard in a warzone(If you’re a girl), de Carol Dysinger

Mejor fotografía: Roger Deakins, por 1917

Mejores efectos visuales: 1917

Mejor montaje de sonido: Donald Sylvester, por Le Mans, 66

Mejor mezcla de sonido: Mark Taylor y Stuart Wilson, por 1917

Mejor montaje: Michael McCusker y Andrew Buckland, por Le Mans ´66

Mejor banda sonora: Hildur Gudnadóttir, por Joker

Mejor canción: I´m gonna Love Me again, de Rocketman

Mejor maquillaje y peluquería: Kazu Hiro, Anne Morgan y Vivian Baker, El escandalo

SUSCRIBETE A MEIK MAGAZINE